dilluns, 9 de juny de 2014

Griiiiiiiiiiiiiiiiillen!

Y es que en cuanto hace bueno los alemanes asoman las antenitas al sol para coger un poco de su energía. La época de barbacoas empezó pronto este año. Hemos tenido suerte y ya hace un par de meses que podemos disfrutar de días de solecito. Y como no... nos apuntamos a la moda. Bikinis y shorts por todas partes. Barbacoas portátiles y manta para el suelo. Juegos para pasar el rato y crema solar. Chulitos enseñando cuerpos trabajados de gimnasio y gordas que no tienen ningún problema en mostrar sus lorzas. Pero lo mejor es pasar el rato con amigos o, otras veces, irte con tu música sólo entre la multitud.

Disfrutad!

Elena

dissabte, 10 de maig de 2014

El saber no ocupa lugar.

Y es que con la edad parece que nos idiotizamos un poco. Así que para remediarlo he decidido empezar por la geografía que es un tema que siempre me ha interesado y re-aprender un poco de aquello que aprendí en el colegio.

He encontrado un par de páginas web, a mi parecer, genial para mi propósito. La interfaz está más bien adecuada para niños pero aún así valen la pena. Toporopa, centrada en Europa y Juegos geográficos sobre el mundo en general.

Os reto a intentar alguno de sus juegos.

Viel Spass! =)

Elena

diumenge, 16 de març de 2014

¿Máster de educación?

Después de tres años trabajando en distintos institutos en Alemania y después de que muchos y muchas me digan que podría ser lo mío, a pesar de que yo me niego una y otra vez, me veo investigando nuevas posibilidades.

No quiero ser profesora, nunca he querido... pero ¿qué tal pedagoga? Lo mío es organizar, estructurar, planear. Y qué podría ser más bonito que ayudar a niños que no poseen esas estructuras en su vida a convertirse en personas adultas completamente capaces y no en despojos de la sociedad.

Es complicado admitir que en cierta manera te has equivocado al elegir un camino en la vida que no tenía salida. Unos estudios que por más bonitos y mucho que me gusten (todavía a día de hoy) no tienen futuro.

Pero nunca es tarde para poder encontrar la vocación. O bueno, algo que te dé para vivir.

Elena

dimarts, 11 de març de 2014

Teoría de la relatividad y el tiempo

Una reflexión.

Ya nos lo decía Einstein... todo es relativo.  Y es que hay veces que las 24 horas del día se nos quedan cortas y otras veces que desearíamos que pasaran en un instante.

Durante la semana parace que no hay tiempo para nada, pero ¿es así realmente? Podría decir que es mi caso pero en cierto modo no es así. Sí, hago diferentes actividades a lo largo de la semana y, de hecho, siempre busco algo más que hacer. Cuando llega el viernes echo la vista atrás y pienso: "¡Lo logré! Por fin tengo tiempo para descansar." Pero si ahondo en la cuestión me doy cuenta de que me aburro más que una ostra en los cortos espacios entre actividad y actividad. ¿Puede ser eso? Pues parece que sí.

¿Y vosotros? ¿Qué hacéis con vuestro tiempo?

dimecres, 26 de febrer de 2014

Kölner Karneval

Llegan días de bebercio, de fiesta en toda la ciudad, de disfrute general... pero también de toneladas de basura en las calles, de borrachos y más borrachos y de difraces por doquier. Para aquellos que no nos gusta el carnaval, y me incluyo, son días de hacer acopio de alimentos y recluirse en casa o bien irse de la ciudad. Eso sí, si vives en el centro no podrás evitar escuchar alguna que otra cancioncilla carnavalesca, cuando alguna que otra significa 24h al día, con ese ritmo tan particular y pegadizo que acabas odiando.

dissabte, 22 de febrer de 2014

De los problemas de trabajar con niños.

Unos dirán que uno de los mayores problemas es motivarlos, hacer que en esas cabezitas diabólicas entre que tienen que trabajar y aprender por su bien.

O también puede ser un problema que entiendan cómo se comporta una persona digamos normalmente, qué puedes hacer en público y que no...

O que no callen ni un minuto y siempre tengan algo que decir con esas vocecitas que se te meten tan dentro del oído que a veces pueden llegar a reventarte el tímpano.

Pues no, nada de eso... el gran problema es que te peguen enfermedades cada dos por tres. Piojos, varicela o algo peor y por supuesto el resfriado.

En el último caso me hallo y por eso doy las gracias a esos malditos bajitos.

Elena

diumenge, 16 de febrer de 2014

El invierno que no era invierno...

Señores, señoras... llevo tres inviernos seguidos viviendo en Alemania. Ninguno se parece al anterior, de hecho es más bien todo lo contrario.

En 2011-2012 hizo frío, pero no mucho que yo recuerde, y nada de nieve. Miento, dos días contados cayó algo del cielo con apariencia de copo de nieve y se posó levemente en el suelo aunque no duró más de un par de días antes de que se convirtiera en barro.

La temporada 2012-2013 nos dejó nieve hasta aburrir desde principio de diciembre hasta los últimos copos el día del trabajador. Aprendi la importancia de las botas de montañan y el jersey de cuello vuelto de lana merina. Al principio ver todo blanco era muy bonito pero con el paso de los meses uno se va cansando de llegar a casa empapado.

Y este año, lo que llevamos de invierno 2013-2014, tan sólo han caído unos copitos el día de San Nicolás, para homenajearlo supongo, que no llegaron a cuajar. Por lo demás, temperaturas altas para ser invierno en Alemania. Ayer y hoy llegaremos a los 10 grados, cosa inusual para mediados de febrero.

Pero como con esto del tiempo no podemos más que conformarnos... vamos a disfrutar de lo que venga que seguro que no será tan malo (siempre y cuando queramos verlo así).

Elena